El Impuesto a los Débitos y Créditos como pago a cuenta

El pasado 7 de mayo de 2018 se publicó en el Boletín Oficial el decreto 409/18, mediante el cual se producen modificaciones a los porcentajes a considerar como pago a cuenta con relación a los débitos y créditos bancarios.

Las modificaciones introducidas son de aplicación tanto para los contribuyentes adheridos al régimen general como al régimen especial PYME. Inicia su vigencia a partir del día 8 de mayo de 2018.

Sin embargo, la norma esclarece que las modificaciones surten efectos para los periodos fiscales que se inicien a partir del 1 de enero de 2018 por los créditos de impuestos originados en los hechos imponibles que se perfeccionen desde dicha fecha.

Al respecto, por medio de éste decreto, se sustituye el artículo 13 del decreto 380/2001, produciendo las siguientes modificaciones:

  • Para aquellos sujetos gravados a la tasa general del 6%: el porcentaje a computar como pago a cuenta del 34% al 33% de los importes líquidos y percibidos por el agente de percepción, originados en las sumas acreditas (y ahora) y debitadas en las cuentas;
  • En el caso de los sujetos gravados a la tasa general del 12%: el porcentaje a computar se acrecienta del 17% al 33%;
  • Por último, para los sujetos alcanzados por otras alícuotas menores, se establece como regla un pago a cuenta del 20%, el cual no estaba previsto en la norma anterior.

En lo que atañe a las MIPYMES, para las industrias manufactureras consideradas como “medianas –tramo 1”, el único cambio consiste en que se incrementa el porcentaje del 50% al 60% del pago a cuenta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí